IREL expuso en el 1° Encuentro Regional de Mejora Continua

En el Aula Magna de la UNS, tuvo lugar el “1º Encuentro Regional de Mejora Continua” organizadas por las UNS y diversas instituciones y empresas y de la que tomaron parte 210 inscriptos.

Presidió la ceremonia la secretaria general de Relaciones Institucionales de la UNS, lic. Adriana Torre, junto con referentes de IRAM, y la primera conferencia estuvo a cargo de Héctor Formento, de SAMECO, sobre cómo implementar la Mejora Continua. Hubo presentaciones de posters de experiencias reales de grupos de mejora y exposiciones de personal de INTI, IACA Laboratorios, Patronato de Liberados, IREL, Cooperativa Obrera, Siete Ases Zapatillas Urbanas y Profertil, entre otros.

La exposición de IREL.

Eduardo Norman Rígano y Flavio Marzano, por IREL, y Florencia Rodriguez, asesoraexterna de la institución, tuvieron a su cargo la exposición sobre “Implementación y Certificación del Sistema de Gestión de Calidad ISO 9001-2015”, un proceso que se desarrolló a lo largo de dos años, dividido en dos etapas, que alcanzó la certificación de las mencionadas normas, para todos los servicios de la Rehabilitación Traumatológica, Rehabilitación Neurológica y Residencia del Instituto.Tras explicar la filosofía de IREL, desde la resignificación que ha adquirido el nuevo paradigma de la diferencia, que pone la centralidad del abordaje terapéutico en el paciente, junto con la innovación y la mejora continua con objetivos y procesos, Eduardo Norman Rígano, describió la primera etapa de la experiencia que recorrió transversalmente todos niveles organizacionales de IREL.

Dijo que la primera etapa se inició “con el Ciclo PDCA también conocido como “Círculo de Deming”, ya que fue el Dr. Williams Edwards Deming uno de los primeros que lo utilizó. Es la sistemática más utilizada para instalar un sistema de mejora. Lo componen 4 etapas cíclicas (Planificar, Hacer, Verificar y Actuar) de forma que una vez acabada la etapa final se debe volver a la primera y repetir el ciclo de nuevo, de forma que las actividades son reevaluadas periódicamente”. Precisó luego Rígano que “tiene estrecha relación con algunas normas ISO, concretamente con la ISO 9001 “Requisitos que planteanos Sistemas de gestión de la calidad”, donde aparece mencionado como un principio fundamental para la mejora continua de la cali-dad”. Esta primera etapa, tras la auditoria correspondiente, quedó finalizada exitosa-mente en diciembre de 2016, con la certificación de la norma ISO 9001en el Servicio de Traumatología.

A su turno, Flavio Marzano, se refirió al procesamiento de la segunda etapa para alcanzar la certificación en todos los servicios del Instituto (sumando Rehabilitación Neurológica y Residencia) que se obtuvo en noviembre de 2017, que también se inició con el ciclo PDCA.

Expresó Marzano que “este proceso se apoyó en tres pilares: el primero, en el enfoque de gestión por procesos; el segundo, la toma de decisiones basadas en evidencias objetivas;y el tercero, fue la satisfacción de los usuarios-pacientes y sus familiares”.

Las encuestas de satisfacción fueron mejorando y, con ello, el índice de productividad a lo largo de los tres años” destacó. Luego afirmó que la “Matriz AMFE (Análisis modal de fallas y efectos) fue la herramienta utilizada para identificar, clasificar y evaluar riesgos, lo cuales se lograron minimizar y las estadísticas así lo confirman, al igual que el incremento de hallazgos de oportunidades por parte del personal”. Finalmente, la ingeniera Rodirguez, ratificó lo descripto de estos procesos, agregando el aporte de ateneos de capacitación para generar conocimientos, y, en definitiva lograr una importante ventaja diferencial para un Instituto de salud que se animó a llevar adelante este sueño.